domingo, 23 de mayo de 2010

r3g1no

Por el día de mi cumple he recibido un mail de Manuela (mare) con una dedicatoria que, como me hace gracia, la pongo en mi cuaderno de bitácora, gracias Manu:

"Regino, mi querido lagostino
con andares de pingüino
aunque seas adicto al vino
y abandonares el pepino
yo te quiero tal cual eres
aun comiendo rico cochino.

Estimado estornino
de mar alejandrino
y olfato de canino
a medio camino
entre lo masculino
y lo femenino
como siempre genuino
mi cartagenero tan divino
a ver si llegas a interino
y me invitas a otro rollo
rollo pollo de bobino.

Mi aladroque marino
estos versos yo te escribo
con tantisimo cariño
de su barriga verde,
a ver si atino:
¡Felicidades, cebollino!"

2 comentarios:

manuela dijo...

Mmm, me chiflan estos versos. ¿Quién es esa tal Manuela? Debe conocerte muy bien pues algo de pingüino sí que tienes;)

Anónimo

Irene dijo...

jajaja, qué bueno!! "Aunque abandonares el pepino...", me encanta!